Matías Saleme y Matías Sánchez, arquitectos con espíritu inquieto

SALEME SÁNCHEZ Arquitectos es un estudio de Tucumán formado por Matías Saleme y Matías Sánchez, dos jóvenes de 35 y 34 años que decidieron bautizar su emprendimiento con la conjunción de sus apellidos.

Tras haber cursado toda la carrera juntos, la amistad de estos dos profesionales se consolidó de tal forma que, en 2012 y con varios años trabajando en el rubro, cada uno renunció a su trabajo en relación de dependencia y se animaron a emprender y abrir su propio proyecto.

En esta entrevista nos cuentan sobre sus extraordinarios trabajos, el carácter que reflejan en ellos y la dedicación e impronta que le aportan individualmente al equipo que hoy ya construyeron.

¿Cómo nace el interés por la arquitectura en cada uno?

M. SÁNCHEZ: Luego de egresar de la secundaria y obtener el título de Técnico Constructor decidí seguir en la misma rama ingresando a la carrera de arquitectura influenciado por un primo arquitecto en el cual vi la pasión por la profesión.

M. SALEME: Mi mamá es Licenciada en Arte y mi papá Diseñador Gráfico, probablemente por eso siempre me incliné hacia profesiones relacionadas al diseño. Sin embargo, en el colegio estaba seguro de que iba a ser contador o chef profesional, pero cuando llegó el momento de anotarme en la facultad empezaron las dudas. Ahí fue que me decidí por esta profesión que me permite ser muy creativo y al mismo tiempo me demanda ser muy minucioso con la parte técnica y con el manejo de los tiempos y del dinero.

Coméntenme sobre el origen de la sociedad Saleme Sánchez Arquitectos, ¿cómo se complementan trabajando en equipo? ¿Cómo definirían el estilo de trabajo del estudio?

En nuestros comienzos éramos 3 y nos llamábamos SBS. Como casi todo emprendimiento, nos costó empezar y nuestros únicos encargos en ese momento fueron una pileta y la remodelación de un baño. Al poco tiempo nuestro colega decidió dar un paso al costado. Por suerte empezaron a llegar clientes, amigos y conocidos, los cuales en su mayoría sacaron créditos para construir su primera vivienda.

Llegamos a tener en ejecución 25 obras en simultáneo, lo que nos llevó a buscar la eficiencia en la distribución de tareas, haciéndolo por capacidades y afinidades. Al día de hoy mantenemos la misma filosofía de trabajo.

Si bien cada uno tiene tareas y clientes asignados, nos complementamos muy bien y cada idea o duda que surge la discutimos y analizamos con el equipo de trabajo.

Cada cliente es diferente, tiene su propia historia, sus propios sueños y gustos. Cuando proyectamos tratamos de descifrar todo esto para llegar a una propuesta final. Hacemos foco en la funcionalidad de los espacios y el aprovechamiento de los recursos disponibles, vistas, orientaciones para lograr eficiencia climática, pendientes de terreno, etc.

¿Quién o quiénes son los arquitectos más influyentes actualmente para ustedes?

Actualmente seguimos a un estudio de arquitectos de México llamados CREATO, consideramos que están a la  vanguardia en cuanto a diseño de edificios, desarrollan proyectos futuristas con una impronta muy fuerte.

¿Cuáles son los proyectos más interesantes y desafiantes que les tocó diseñar?

Los proyectos más desafiantes son aquellos en los que no tenemos muchas limitaciones por parte  del cliente, proyectos en lo que nos permitimos volar mucho con ideas más jugadas que luego hay que llevar a la realidad. Un ejemplo de esto es una casa en el Club de Campo Los Nogales que ahora estamos dirigiendo. En este caso el terreno tiene 10.000 m2 con mucha pendiente y unas vistas increíbles. Era un lienzo en blanco con infinitas posibilidades y proyectamos una vivienda de 2.000 m2 en la cima de la loma.

 

¿En qué proyectos están trabajando actualmente?

Tenemos en ejecución varias obras en los principales countries de la provincia de Tucumán. Además de proyectar y dirigir, las construimos, lo cual es una ventaja para muchos clientes ya que pueden delegar todo en nosotros.

¿Hacia dónde van los hogares?

Desde nuestro punto de vista, la arquitectura está evolucionando hacia un uso responsable de los recursos. En estos últimos tiempos se ve el avance de la construcción en seco, lo que permite reducir los costos y los tiempos de obra.

¿A qué proyecto le guardan un afecto especial?

Sin duda, uno de nuestros proyectos preferidos es una vivienda de 600 m2 proyectada en el año 2015 en el country Los Olivos. Fue nuestro primer encargo de gran envergadura, tuvimos mucha libertad por parte del cliente para proyectar. Mantenemos al día de hoy una excelente relación con él y esta obra nos abrió muchas puertas para nuevos proyectos.

¿Qué es lo que más disfrutan del trabajo o del día a día en su profesión?

Lo que más disfrutamos es la posibilidad de manejar nuestros tiempos, lo que nos permite mantener un equilibrio entre las horas laborales y las horas que pasamos con nuestras familias. También la vertiginosidad del día a día, tomar decisiones a todo momento hacen de la profesión algo dinámico. Y sin duda, algo que amamos son las relaciones que se forjan tanto con los clientes como así también con todos los personajes que intervienen en la ejecución de una obra.

¿Cuál es su gran sueño desde el lado profesional?

Atravesar fronteras con la profesión y dejar un legado para nuestros hijos.

Encontralos en Yerba Buena Design, 3er piso, oficina 1, Avenida Presidente Perón y Thames

Teléfonos: 3814672837 – 3815894732 – Fijo 381- 4848714

Mail: info@salemesanchez.com

 

Seguinos!

spot_img
spot_img

Últimas notas

Puede Interesarte

Maridajes perfectos: cerveza artesanal y piqueos en Viracocha

El Paseo Güemes en Salta, tiene un lugar donde poder probar cerveza artesanal de elaboración propia y la mejor cocina con fusión andina,...

Artículos similares