Descubriendo el Mindfulness: Pausas Conscientes para tu Bienestar

Por Lic. Romina Setti

¿Sentís que no disfrutás del presente? ¿Necesitás poner más foco a lo que estás haciendo? ¿Sos de tomarte una pausa para vos?
El “Mindfulness” es una práctica y filosofía de vida que implica tener conciencia y atención plena para poder hacer más foco en nuestro bienestar ¿Te pasa que estás todo el día pensando en varias tareas a la vez y sentís que no disfrutás ninguna? En el mindfulness se descubre la importancia del aquí y ahora: y hacer una pausa de manera consciente permite reconectarnos con nuestras emociones, con nuestro entorno y con lo que está sucediendo en el momento presente. Interesante ¿no?
Te dejo algunos tips que pueden serte útil para empezar a transformar la rutina a través de esta herramienta:
-Practicá y entrená nuevos hábitos en tu vida desde una mirada contemplativa y observadora. ¿Qué quiere decir esto? Activá tu mente de principiante: visualizá lo que sentís y hacés desde un modo aprendiz, con curiosidad, con asombro.

-Tomá conciencia del momento presente sin juzgarlo, habitando las emociones y sensaciones para reconocer lo que va sucediendo. ¿Qué actitud ayuda a esto? ¡La aceptación! Aceptando el momento presente tal y como es, será parte del proceso.
-Hacé foco en cada actividad evitando “distractores”. La falta de prioridades, el trabajo pendiente, el exceso del celular o ciertas actividades, te llevan a distraerte fácilmente. Perdonate por no poder con todo: la autocompasión es una habilidad que hay que comenzar a desarrollar.

Buscá momentos de paz mental: sé conciente de tu propia respiración, la técnica poderosa de mindfulness. La respiración consciente ayuda a tu regulación emocional, encontrando calma interior.

Salí del piloto automático y hacé pausas: un descanso óptimo es clave, hacernos un recreo mental y emocional es parte del proceso.
El mindfulness no sólo se aplica en la vida personal sino que es una tendencia necesaria para los equipos de trabajo, es decir en el mundo organizacional. A través de la generación de espacios de mindfulness permitiendo pausas conscientes, se desarrollan buenas prácticas de bienestar corporativo. El agotamiento físico y mental que produce el trabajo en las personas afecta no sólo el bienestar sino que además disminuye el rendimiento. Por ello es necesario crear pequeñas pausas, momentos de relejación e instancias lúdicas, que permitan romper con la rutina y generar descansos periódicos que aumenten la creatividad y productividad durante la jornada laboral.


Implementar pausas activas vinculadas con el mindfulness y la recreación reduce el cansancio, renueva la energía, contribuye a la ergonomía, libera estrés y mejora el desempeño laboral. De esta forma se contribuye al trabajo en equipo y se mejora la percepción de la preocupación de la empresa hacia sus colaboradores y su balance de vida y trabajo. Accionar en estrategias que contemplen la Felicidad Organizacional se orienta a una gestión positiva del clima laboral favoreciendo al contagio emocional positivo, impactando directamente en el bienestar personal.
Mindfulness es un estilo de vida, es el arte de vivir conscientemente y estar en consciencia plena. Esta técnica, que consiste en observar la realidad en el momento presente con plena apertura y aceptación, trae beneficios de estar conscientes cuerpo, mente, emoción. La consciencia en nuestro bienestar, atrae más salud y menos estrés, y podemos mejorar nuestras relaciones y nuestra calidad de vida laboral. Entonces, ¿Te animás a descubrir el Mindfulness? ¡Es momento de tomarse una Pausa Consciente y vivir la experiencia!

Artículo anterior
Artículo siguiente

Seguinos!

spot_img
spot_img

Últimas notas

Puede Interesarte

Bronceado sin  Sol

Por Amber Spa ¿Cuál es la diferencia entre el bronceado sin sol y el bronceado tradicional? La diferencia es que el bronceado sin sol es totalmente...

Artículos similares