¡QUE LA CRISIS ECONÓMICA NO TE DETENGA!

Todas las claves para mejorar nuestros espacios a pura creatividad

Por Melina Juarez

 

Es tema corriente estos días, y todos sabemos que Argentina está en la mira del mundo entero por todos los cambios que hemos sufrido.

Sin embargo, aquí te presento una nota para que, cualquiera sea tu estatus o situación económica en este momento, no descuides los detalles! Y te las ingenies con un touch de buen gusto para diseñar y decorar tus espacios – como siempre, hacemos referencia a tus espacios favoritos: tanto los que pasas tu mayor tiempo y los que solo estas un ratito pero que son los que buscás para sentirte en paz y reconectarte –

Sean grandes o chicos, hoy vamos a ver cómo transformarlos y una de las mayores consultas que recibí este último tiempo fue algo súper interesante:

 

No sé qué hacer con este cuadro!!

Muchas veces me han preguntado cómo llenar un espacio vacío, o como decorar una pared. Y la pregunta viene siendo al revés:

Vivimos en un país colmado de artistas en todas las áreas de la creatividad por doquier; y lo demuestran en todas sus formas, abstracciones y colores. Entonces; es muy probable que te inviten a una muestra de arte y te guste alguno, o que pases por una feria, y -«ese que está ahí»! te llamó la atención, o incluso que te regalen uno!… si! muchas veces es un obsequio que  viene directo del artista. Estamos hablando de los cuadros de arte!

Por lo general una vez que tenemos armada la caja arquitectónica, nos dignamos en ambientarla y prepararla para ser habitada, o no?

Pero al tener el objeto primero, estás como una brújula buscando su norte, te parás cual pintor cerrando un ojo como haciendo guiño, y apuntando el cuadro que estás agarrando con las manos estiradas, en los distintos puntos cardinales de la habitación para ver en cuál pared lo vas a colocar; y te das cuenta que tu casa ya está equipada y no coinciden los colores!! Ni las formas, ni los estilos!

Tranquilos! no se vuelvan locos! Es más común de lo que creen, esto mismo les va a pasar con cualquier objeto que quieran incorporar cuando ya tengan todo estéticamente resuelto.

Ahora, que ya sabés qué esto es normal, vamos a dejar el cuadro a un lado; preparate un café, un mate o un té, y lee la nota tranqui, que vamos a aplicar algunos tips que te van a servir a de guía.

Una técnica muy usada de forma implícita por los Diseñadores sobre un tema que pareciera que está pasado de moda pero nada más lejos de la realidad; se trata de las energías que genera orientar las cosas según el Feng Shui.

La cocina: Los elementos de la cocina donde hay agua y fuego, está bueno agregarles decoraciones que atraigan la energía de tierra. Los cuadros deberían ser de colores entre los amarillos y los anaranjados, como alimentos naturales, frutas, verduras.

El baño: En cambio, si tu cuadro tiene imágenes como playa, naturaleza, olas, cielo, césped o cualquier imagen que te transmita serenidad, en la gama de los azules a blanco. Ayudan a mejorar el chi de tu baño.

Para una buena Sala de Estar, asegúrate de una excelente y apropiada iluminación. Te recomiendo optar por iluminación cálida que te invita a permanecer. Es un lugar excelente, si el objeto fuese un espejo! A mayor escala, mucho mejor! Genera movimiento de energías! Aquí utilizamos el resto de la paleta de colores y repetimos los de la cocina, pero en la gama más intensa; amarillos y naranjas, y usamos con frecuencia el rojo predominante en todas sus variedades, al igual que los verdes, púrpura y la gama del apreciado aliado y simple «marron».

El dormitorio: Es tu momento de tranquildad, y suavidad. Te recomiendo que evites los cuadros con temáticas tristes o que te traigan mal recuerdo. Puede ser un regalo con mucho cariño, pero como estamos inmersos en un mundo de las energías, mejor es atraer toda temática positiva ya que al final de día, lo que más vemos, pensamos y proyectamos, es lo que terminamos atrayendo.

Colores muy estridentes no sería lo ideal ya que generan disturbio a la hora de conciliar el sueño.

 

Escritorio o workshop:

Todo lo que tenga que ver con creatividad, que te inspiren y te generen ánimos de producir, son ideales para colocarlos aquí!

Podés incluir paisajes, imágenes de proyectos que querés cumplir. Metas por concretar como la casa de tus sueños. Fotos de lugares donde deseas viajar o algo que anhelas conseguir. Todo lo que te motive es válido para todos los ambientes, pero éste especialmente.

 

Ubicación

Un cuadro mal ubicado puede generar ruido a tu visual, y eso implica arruinar directamente la decoración. Sin embargo, hoy en día, esos son paradigmas, ya que la libertad de expresión, lo ecléctico y lo poco convencional, llaman tanto o más la atención que algo con mucho orden que si estás a la vanguardia. Eso pasa a ser aburrido y demasiado anticuado. Así que no tengas miedo si te salió un poco torcido, o corrido de lugar. No es necesario que quede milimétricamente enderezado, basta con mirarlo y que te resulte agradable.

Es necesario que tengas en cuenta un par de simples detalles: ya sean uno o varios cuadros, su orientación principal es a la altura de los ojos. Si tenés algún mueble, podés centrarlo, lo importante es que no quede más cerca del techo.

En términos generales utilizá la simetría. Los cuadros vienen a escalas desorbitantes: en tamaño miniatura (donde podés jugar a dibujar formas con los mismos), o extremadamente grandes donde ganan un gran protagonismo, pueden comenzar cerca del suelo, y terminar casi tocando el techo.

Ahora, puede que sean de diferentes formas y tamaños, con colores, texturas, marcos diversos. Se pueden incorporar perfectamente a tu decoración. Si te preguntas cual sería la distancia ideal entre cuadros, mi respuesta es: «la técnica de los dos tercios», en el que por ejemplo tu sofá mide tres metros, la composición debería tener dos metros, pero como es probable que tu sillón o mesa de comedor no midan eso, podes completar «la regla» con algún mueble que para alcanzar esos tres metros. Puede ser, una mesa de arrime, una lámpara de pie, unos baúles o valijas apiladas.

Como más a gusto te sientas! Porque si están muy juntos o muy separados, o con una distancia simétrica, en todos los casos te genera distintas sensaciones. Así que este punto es aún mas libre! Dales personalidad y a crear! Manos a la obra!

No tengas miedo porque todas estas combinaciones de líneas rectas, curvas, texturas, enriquecen cualquier espacio.

Es tendencia aún la onda vintage, los años 60, y todo lo que te remonte al recuerdo. Tu cuadro puede ser muy moderno al estilo Pollock y que no tenga marco, podes repetir; no el fondo del cuadro que sería el color predominante, sino utilizar algún color que te llame la atención, y repetirlo en objetos mini, en algunas líneas, o en detalles en el resto del ambiente. Cuando menos te des cuenta, lo vas a tener súper integrado!

También te puede pasar que realmente no tenga nada que ver con nada en absoluto del lugar, entonces te recomiendo utilizar una buena iluminación directa y focal, donde sea el único gran protagonista, imponente ante cualquier mirada.

Por último y no menos importante, te va a ayudar conocer cuales son los colores neutros: negro, blanco, gris, marrón. Pero en estos tonos encontramos variaciones no tan rígidas como los estilos rústicos con colores terrosos más convencionales; o los más osados: colores metalizados como el cobre, dorados, peltres que aportan energía, brillo y mucha luz!

Seguinos!

spot_img
spot_img

Últimas notas

Puede Interesarte

RUTINA DE RUNNING

La tendencia que más seguidores gana Profesor Mauricio Tejerina Correa, de Gimnasio Keep Running ¿Te descuidaste estos meses y querés mejorar tu estado físico? Un buen...

abc abril

ACTITUD ANTIESTEREOTIPOS

Artículos similares